Power Posing: Las posturas de poder. 2

Power Posing: Las posturas de poder.

¿Power Posing?

El llamado “Power Posing” nació en 2012 de la mano de Amy Cuddy y su estudio en la universidad de Harvard. Explico los beneficios del power posing en lo que rápidamente se convirtió en la segunda Ted Talk más popular de todos los tiempos (un programa muy famoso en América en el que distintos famosos o científicos salen hablando de muy diversos temas).

No es oro todo lo que reluce, y su experimento enseguida fue atacado por otros científicos y calificado de “pseudociencia” durante años.

¿Pero por qué? ¿Qué es el power posing? ¿Porque tuvo una oposición tan férrea? ¿Funciona realmente?

Power Posing: Las posturas de poder. 3
Ejemplo de postura expansiva

Que es el power posing y cómo surgió.

El mensaje del power posing es simple: Tu lenguaje corporal y como te sientes están íntimamente relacionados. Sonríes cuando estas contento, frunces el ceño cuando te enfadas, adoptas posturas expansivas cuando ganas o cuando te sientes confiado, y te encoges y adoptas posturas de sumisión cuando te sientes asustado o pierdes. Estas posturas son innatas, pues incluso la gente que ha nacido ciega y no ha podido verlas en otras personas jamás tiene a adoptarlas tras una victoria importante o cuando están deprimidas.

Amy realizo un experimento en la universidad de Harvard en el cual se medían los niveles de cortisol (la hormona del estrés) y testosterona en saliva de los participantes.

Lo que Amy sugirió es que también funciona en sentido contrario, también podías sentirte más confiado adoptando posturas expansivas, también caminar por ahí con la cabeza baja y los hombros encogidos podía hacerte sentir mal, también adoptar deliberadamente según que posturas podía influir en tu estado de ánimo, y no solo tu estado de ánimo influir en tus posturas.

Después se ponía a la mitad de ellos en posturas encogidas y cabizbajas durante dos minutos, y a la otra mitad en posturas expansivas. Tras dichos dos minutos, se les preguntaba por cómo se sentían, se les hacía pasar por entrevistas falsas para comprobar posibles impactos en sus niveles de confianza, se les ofrecía recibir dos dólares de seguro, o jugárselos a doble o nada (50% de posibilidades de recibir 4, 50% de recibir 0) y finalmente se les volvía a medir los niveles de cortisol y de testosterona en saliva.

El experimento arrojo un resultado muy claro: Los participantes que habían adoptado posturas expansivas sentían más confianza y eran más propensos a tomar riesgos, realizaban mejor las entrevistas…. ¡y hasta reducían sus niveles de cortisol y aumentaban sus niveles de testosterona!

Power Posing: Las posturas de poder. 4

La polémica del Power Posing.

Amy y su experimento saltaron a la fama, y múltiples científicos trataron de replicar los experimentos…… con muy variopintos resultados.

La mayoría de los científicos no descubrieron cambios en los niveles de testosterona y cortisol, o al menos no cambios significativos, y mucha gente achacó dichos cambios a los resultados en las entrevistas (que podían subir el estrés) y de las apuestas (que podían subir el estrés si se perdían o la testosterona si se ganaban).

Los experimentos que descartaban completamente cualquier sentido de confianza o timidez y se centraban solo en los niveles hormonales no hallaban resultados concluyentes. La polémica estaba servida.

Acusaron a Amy de no haber seguido el método de la curva P. Explicar en condiciones la curva P seria un artículo en sí mismo, pero como resumido resumen, digámoslo así:

“La curva P es una herramienta que le permite diagnosticar el valor probatorio de un conjunto de hallazgos estadísticamente significativos. Se traza los valores p significativos de las pruebas estadísticas de interés para los investigadores y observa su forma. Si su curva p está significativamente sesgada, entonces los datos que se están examinando tienen un valor probatorio. Si es significativamente plana, no.”

En conclusión, la técnica y al validez del experimento tenia tantos detractores como seguidores, pese a que el consenso general era que, cambiando las hormonas o sin cambiarlas, los participantes mostraban sentirse más confiados y seguros de sí mismos tras dos minutos de posturas expansivas y mas temerosos o inseguros tras dos minutos de posturas recogidas.

Power Posing: Las posturas de poder. 5

¿Pero funciona o no?

Depende de lo que consideres funcionar.

¿Cambiar tus niveles hormonales en 2 minutos? Muy probablemente no.

Pero, ¿hacerte sentir mejor contigo mismo y con más confianza?  Sí, sobre todo si se hace con frecuencia

Como mínimo 56 estudios diferentes así lo afirman, y están perfectamente contrastados entre ellos.

Incluso Amy recientemente publico un estudio siguiendo la curvatura P a la perfección que ningún científico ha podido desmentir hasta la fecha (no habla de las hormonas como antes, pero sí de emociones positivas y confianza)

https://journals.sagepub.com/eprint/CzbNAn7Ch6ZZirK9yMGH/full

Mi recomendación:

Yo lo he probado y en mi experiencia persona si que funciona. No digo que debas ir por ahí ocupando dos asientos en el autobús, o tratando de abarcar tanto espacio como sea posible en la acera, pero simplemente ir con la espalda recta y la cabeza alta, y reclamar el espacio que te corresponde en la acera en lugar de  encogerte cuando se acerca un grupo de personas en dirección contraria realmente se nota a la larga (en dos minutos, no tanto, aunque lo importante es la constancia)

Personalmente creo que todo el mundo debería probarlo.

Es difícil creer que no se tiene tiempo para algo que literalmente no cuesta tiempo porque se puede hacer mientras realizas cualquier otra actividad.

O que no puedes permitirte algo totalmente gratuito de realizar.

En el peor de todos los casos posibles, si no te funciona no pasa nada. No estarás peor que antes.

Y si te ayuda, al igual que ha ayudado a otras muchas personas a lo largo de varios países, bien por ti.

Como ya he dicho, no veo razón para no darle una oportunidad a algo tan sencillo de hacer, incluso si has leído esto con escepticismo. Si alguien lo intenta durante una semana o dos  y quiere dejar su opinión en forma de comentario, será bien recibido.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *